Translate

sábado, 23 de octubre de 2010

EL VALOR DEL AMOR


Existen varios significados del Amor, pero uno muy acertado consiste en que el amor es un concepto universal relacionado a la afinidad entre los Seres humanos. Es interpretado como un verdadero sentimiento relacionado con el afecto y el apego productor y propulsor de emociones, experiencias y actitudes. El Amor es tan complejo que se torna difícil de comprender ya que tales emociones pueden resultar ser extremadamente poderosas.

Es cierto que el amor encierra muchos conceptos, hay distintos tipos de amor y también las formas de expresarlo son diferentes. El amor es la inspiración total a cada acto consecuente para ser felices, y como un valor, es una fuerte inclinación emocional hacia una persona, es noble y la fuerza más dinámica que podemos tener para impulsarnos hacia cualquier clase de bien que conozcamos. Las personas somos sujetos con derecho amar y a que nos amen tal como somos, nos somos objetos de nadie y como sujetos somos dueños de nuestros propios actos, propietarios de sí mismos con la plena capacidad de controlarnos.

El amor no es una relación, es un estado del ser, tampoco es una dependencia, el amor no es deseo. Cuando se confunde al deseo, se vuelve motivo de sufrimiento. También es un valor supremo y en base a la amplitud de éste, existen diferentes tipos de amor.

El amor como sentimiento universal es uno de los sentimientos más maravillosos que el ser humano puede sentir y experimentar. Es intangible, sin embargo, provoca fuerza y un estado de paz, tranquilidad, alegría y por lo consiguiente un bienestar generalizado. El amor todo lo puede, todo lo aguanta; cuando hay amor hay esperanza, la perspectiva hacia la vida cambia las actitudes se vuelven positivas recordando aquel momento o persona con una sensación de felicidad circunstancial, cada detalle de los acontecimientos causan placer tan solo el que pasen por nuestra mente, cada lugar y cada momento y cada cosa nos hace sentir el amor que vivimos. Gracias al amor tenemos el valor de afrontar cualquier obstáculo, somos capaces de perdonar, cuando hay amor no se ven los defectos ni los errores, solo se espera ansiosamente el momento para disfrutar a la persona o circunstancias causales del amor que se sentimos. Cada minuto se pasa como un relámpago, las horas se van tan rápido que el tiempo parece no existir. No quisiéramos que el tiempo avanzara para no deshacer aquellos momentos maravillosos.

El sentimiento del amor nos envuelve poniéndonos una venda en los ojos para no ver defectos y, se puede decir que hace que nos enajenemos de la realidad viviendo un sueño con cosas fascinantes y eso hace que se logre el verdadero disfrute en cada acción manifestada se vuelve fuerza cuando el amor resulta verdadero, cuidamos cada detalle para que no se esfume de nuestra vida. El amor lo hacemos tan preciado que lo aquilatamos como el elemento más valioso que existe. El amor nos envuelve con su magia poderosa para dejarnos llevar por él como el viento a una pluma, nos levanta para vivir y nos da la fortaleza y fuerza para lograr ser felices. Nos abraza con su dulzura y su ternura removiendo hasta el más oculto de los sentimientos formándonos una coraza para que nadie, ni nada atente contra él.

Sin embargo, cuando el amor se apodera de nosotros con tanta fuerza, si no se fortalece el amor termina por difuminarse e irse de nuestra vida, para regresar a nosotros en otro tiempo inesperado. No se sabe el momento en que volverá a presentarse y más aún, cuando se le ha lacerado.

No obstante, el valor del amor es generoso y nos da la oportunidad de volver a buscarlo y traerlo de vuelta a nuestra vida, solo el tiempo es el único que nos llevará hacia él. Es el único que se encarga de poner en nuestro camino por la vida otra persona capaz de cuidar y consentir al amor. Cuando uno menos se lo espera la vida nos tiene preparada una sorpresa que nos hará olvidar el pasado. Llegará a nosotros una nueva persona o acontecimientos capaces de revivir ese sentimiento tan maravilloso que es el amor.

Sin duda que el amor se tornará más fuerte y se adherirá a nosotros con tal fuerza con la que llegó, esperando que lo procuremos, consintamos y le demos su lugar en nuestra mente y corazón como él se merece; para provocar los tan esperados momentos inimaginables.

No olvidando que cuando el amor queda lacerado, él mismo, no quiere saber nunca más de la persona y los momentos que lo lastimaron dejando en él heridas que solo el tiempo podrá sanar. Sin embargo para que llegue el saneamiento a ese amor lastimado, solo el tiempo lo podrá hacer, y se encargará de traer a nuestra vida a una nueva persona que sí lo sepa valorar, procurar y cuidar para hacer renacerlo.

Pues bien, es así como cada persona tiene la libertad de escoger y acoger a su vida a ese hermoso valor del amor, que conlleve al goce y disfrute total de los momentos mágicos que se presentan en nuestra vida.

El ser humano necesita del amor para poder vivir. Si no existe el amor en nuestras vidas, no hay nada, si uno no es capaz de amarse a sí mismo, no puede amara ni dar amor a los demás. Porque cuando uno está acostumbrado a recibir amor, uno se enriquece y se fortalece para vivir nuestra vida y ser feliz de la mejor manera posible. De uno depende que, tanto tiempo se hospede en nuestra mente y corazón. Si es a corto, a mediano, o a largo plazo, de tal suerte que sirva de motor para alcanzar nuestros objetivos por convicción y no por obligación.

Tener el deseo de amar de verdad consiste, en siempre ir en busca de un nuevo amor que sea capaz de hacernos vibrar de emoción y de placer, haciéndonos desbordar todo lo que podemos brindarle al amor. De tal suerte, que cuando al amor que ha sido lastimado éste, procurará no darle cabida a esa persona que no lo supo valorar y tratar con delicadeza, queda hermético e incluso radical, para darle la bienvenida a un nuevo ser que de verdad quiera atesorarlo en su mente y corazón y que vuelva a formar parte de su vida.

En lo personal considero que el amor no es una fábula y no es historia ridícula, el amor si existe y existirá siempre que nosotros queramos buscarle un lugarcito en nuestras vidas de una forma o de otra. Aunque, lamentablemente el amor nunca llega para quedarse, reitero que se va cuando se siente agredido y lastimado. Depende de uno cuanto tiempo se quede en nuestro corazón. Es inevitable hacer que se quede cuando es amenazado y golpeado, pero regresará un nuevo amor tarde o temprano, eso, depende de nosotros mismos, de cómo y con quien lo encontremos. No obstante, para que el amor se hospede en nuestro corazón mucho tiempo, necesitara de sincera entrega, respeto, comprensión y confianza, además de la lealtad para quedarse. Por desgracia, si no hay nada de eso, resultará en vano pedirle que se quede, ya que las actitudes negativas y el comportamiento cruel basado en la desconfianza y la deslealtad bastarán para que se desvanezca simplemente.

El amor hay que llevarlo de la mano cultivarlo y protegerlo para que sea fuerte y así poder disfrutar de sus efectos. Es necesario enriquecerlo siempre a base de muestras de afecto, como caricias, besos, abrazos y acercamientos sinceros procurando únicamente bienestar. Bastará desear fervientemente su llegada para que se hospede en nuestro corazón el mayor tiempo posible.

Finalmente, el amor es una fuerza que nos hace guerreros luchando por él en cada momento de nuestra vida, aunque, esto implique traspasar barreras y obstáculos para aferrarse y adherirse a él para ser felices. Y aunque, también ciega y nos hace ver cosas que no son, ocasionando dolor y angustia; es su poder y su magia que nos hará sentir la paz que necesitamos, aunque nos haga disfrutar una felicidad circunstancial, si sabemos luchar por el amor en tiempos difíciles.

1 comentario:

Anónimo dijo...

es muy bueno este resumen lo vay a usar <3'
gracias!! :*

Acceder

¿Crees que los Valores sean fundamentales para un buen orden social?

¡Bienvenidos!

Aprendamos juntos.



Buscar este blog

Cargando...

Seguidores

Personales

Mi foto
Mexico
La Sociedad Mexicana,merece un cambio gradual en su actuar en la vida propia y como nación. Nada llega de la noche a la mañana. El cambiar implica mucho esfuerzo, sin embargo, vale la pena hacerlo cuando de ello depende el rumbo de nuestra vida. Cambiar el estilo de vida y la forma de pensar, no es nuestra misiòn como seres humanos, pero sí el conscientizar a otros y a nosotros mismos respecto a la importancia de los valores humanos y sociales en nuestro entorno; para el fortalecimiento de nuestras familias y de nuestro país. Es asi, que todos como nación deberíamos tener esa tarea, conllevando así a un sano ambiente y un buen orden social.

Mi lista de blogs

Imágenes

Loading...

La sociedad como grupo portador y promotor de nuevas culturas.

Bienvenidos a mi espacio. Tú y Yo, podemos aportar nuestros conocimientos adquiridos en cualquier ámbito, y ser incluyentes dentro de nuestra sociedad; que se retorna cada vez más como eje principal para el desarrollo y crecimiento de nuestra nación.

El quehacer económico, político y social, dentro de una sociedad, conducido con respeto y absoluta democracia a los derechos individuales es fundamental para un sano orden social en beneficio del ser humano, que por su condición, se convierte en portador y promotor de nuevas culturas; coadyuvando asì, en la fortaleza de un país.



Los hijos un tesoro invaluable

Los hijos un tesoro invaluable